“Roma” más que un candidato al premio es un soporífero instatáneo

Sydney Steinberg

Hang on for a minute...we're trying to find some more stories you might like.


Email This Story







Netflix

Es gris y nublado en México durante 1970, y Cleo está chapoteando agua enjabonada en el suelo de azulejo. Estos son los créditos de apertura de “Roma” por Alfonso Cuaron, completo con logo que da memorias del viejo Hollywood.

Publicado por Netflix Dic. 14, “Roma” se hizo un favorito para premios. Ya ha ganado varios premios incluyendo Golden Globes, y Critic’s Choices, y está nominado por 10 Oscars, acompañando a “the Favourite” por los más nominaciones este año. Aunque me parece difícil entender porqué. Aunque no hay duda que “Roma” tiene cinematografía hermosa y el estilo refleja los problemas sociales, como raza y el tratamiento de gente de las clases menores, la historia es increíblemente aburrida. Con un tiempo de 2 horas y quince minutos, y una historia mal planeada y previsible, “Roma” no merece estar nominado por todos esos premios.

Cortesía de Netflix
Cleo descansa con uno de los niños que cuida cuando imaginan cómo sería estar muerto.

“Roma” Sigue la vida de Cleo, una latina, trabajadora doméstica de una familia blanca en la Ciudad de México. La película está principalmente enfocada en el embarazamiento de Cleo y abandonamiento del padre del niño, pero también incluye varias otras historias, como la separación de matrimonio y violencia civil. Aunque la historia tiene varios giros dramáticos, eran dispersados sobre un largo tiempo, que se sentía innecesario, y a veces demasiado dramático (aunque la película es clasificada como drama).

Varias historias secundarias eran incorporados arbitrariamente en la película y a veces se parecían como adiciones sin pensar. La película también incluye muchos “giros de historia,” aunque estos eran previsibles y sobre usados, causando la historia a parecer innecesariamente complicada. Esto, junto con la repetición de escenas dramáticas, como la patrona de Cleo constantemente agonizando sobre su matrimonio fallido, no asiste en mejorar la historia aburrida. Unas escenas parecían ser un intento desesperado de recuperar mi interés en vez de presentar material substancial. En general, aunque los temas grandes detrás de la historia y una mirada en las luchas que se enfrentó Cleo eran interesantes, el uso de escenas repetitivas rápidamente perdió mi interés, y seriamente, me puso a dormir de aburrimiento.

Cortesía de Netflix
El director Alfonso Cuarón dirige a la actriz principal Alitza Aparicio durante una escena aburrida pero crucial

La mejor calidad de “Roma” es sin duda la cinematografía. La película está presentada en blanco y negro, junto, con logo de letras tradicionales, le da un sentimiento del viejo hollywood. Al empezar, estaba preocupada que lo blanco y negro no hubiera demostrado el arte de la película como si tenía color, pero estaba agradablemente sorprendida. Aunque lo estaba viendo en Netflix desde mi sofá, las selecciones cinematográficas me hicieron sentir como si estaba en un teatro hace 50 años. Pude imaginar cómo era estar en ese tiempo y casi sentí que experimente la película por mi mismo. El estilo separa a “Roma” de cientos de otros dramas que aparecen antes de los premios, y creo que es la causa de su éxito.

Otro punto culminante de la película fue su estilo único de película y tomas en movimiento. La primera escena muestra a Cleo caminando por los alrededores del vestíbulo al aire libre de la casa donde trabaja. En vez de usar varias cámaras para enseñar a Cleo caminando, “Roma” está influenciado por viejos cineastas en esa toma suave y continua, que sigue a Cleo cuando se mueve. Hasta cuando no se está moviendo, la cámara está activa para mantener una estética agradable en cada toma. Aunque la filmación hizo la película más interesante, las tomas se convirtieron repetitivas y me dejaron queriendo más variedad. Durante las escenas con más acción, el estilo era un poco nauseabundo, porque la camara se movia rapidamente.

Cortesía de Netflix
Cleo y los niños se apiñan después de un día de aventura en la playa.

En papel, “Roma” parece ser un competitor fantástico para premios. La cinematografía única y tomas exquisitas separan a la pelicula de otras dramas aclamadas. Pero la historia aburrida y larga me hace cuestionar la integridad de quien es responsable por las nominaciones de premio. Si era mi decisión, las estatuas doradas irían a otras películas, que son más entretenidas.